Estas natillas están pensadas para los que les gusta tomarse algo dulce después de una buena comida y también para los amantes del dulce de leche. Este postre tiene el sabor clásico del dulce de leche y una textura más suave y cremosa, para disfrutar en cualquier época del año. Muy fáciles de elaborar, son ideales para los principiantes de cualquier edad.

INGREDIENTES para 1 litro (6-8 personas):

250 cc dulce de leche
650 cc leche entera
2 uds yema de huevo
50 grs azúcar

ELABORACION:

Calentar en una cazuela la leche con el dulce de leche.

En un bol batir las yemas con el azúcar hasta que blanquee la mezcla.

Volcar un poco de los lácteos templados sobre las yemas batidas y remover. Añadir otro poco y seguir removiendo. Verter todo el contenido del bol en la cazuela y cocer a fuego suave, sin que llegue a hervir, removiendo sin cesar con una espátula de madera hasta que espese adquiriendo una textura de crema ligera, semilíquida.

Enfriar en nevera.

Servir muy frío en copas (125 cc).

Imprimir Receta
4 Me gusta